febrero 23, 2017

Industria Azucarera Fabricio Ojeda C.A

El Central Motatán comenzó a funcionar en febrero de 1954, cuyas principales funciones eran la molienda y el refino de caña, pero esto de una u otra manera hizo posible la útil transformación e industrialización del cultivo cuya explotación ha constituido en todo tiempo la más firme base económica del Distrito Valera.

Con el transcurrir de los años se presentan diferentes situaciones las cuales llegaron a tal magnitud que se decide no moler caña en el año 1982, posteriormente en el año 1992 toman la decisión de no refinar. Estas situaciones trajeron como consecuencia el cierre total de sus puertas por casi 10 años.

Las actividades industriales se consolidaron en el año 2002, después que los trabajadores y cañicultores emprendieron una gran lucha para ser escuchados sus reclamos, lo cual llega a concretarse con un crédito que le fue otorgado a Valores Roa de parte del Estado venezolano, a través del Fondo de Crédito Industrial (FONCREI) y la entidad bancaria intermediaria y coordinadora del mismo fue Banfoandes, por el orden de los 2 millardos de bolívares, para la rehabilitación y puesta en marcha de la factoría.

La nefasta administración de la empresa, así como la necesidad de programas de capacitación, seguridad y salud en la factoría, la no identificación de las áreas de riesgos y la falta de los equipos de protección personal para lo trabajadores, el no pago a tiempo a los productores, entre otros factores, generó graves problemas en el ingenio, hasta que el primero de agosto del 2006 paralizó sus actividades argumentando la culminación de la zafra, a pesar de la existencia en los campos de más de 50 mil toneladas de caña de azúcar.

Ante la situación los trabajadores de la factoría comenzaron unas series de protestas en la cual pernoctaron por un tiempo de un mes y 10 días frente las puertas de la factoría.

Además, por petición de los trabajadores, el Ministerio del Trabajo y Seguridad Social planteo la expropiación de la central, cuyas deudas con el Estado estaban en ese momento por el orden de los 9 millardos de bolívares, ya que en esa oportunidad se pudo constatar que la empresa estaba incumpliendo algunas normas de seguridad para el personal que laboraba en la planta.

En el Aló Presidente 262, realizado el 10 de septiembre del 2006 en el Central Integral del Café Argimiro Gabaldón, ubicado en Boconó, estado Trujillo, El Comandante Hugo Chávez, informó la expropiación del Central Motatán defendiendo la Soberanía Alimentaría.

El anuncio se realizó ya que la anterior administración recibió varios créditos para la factoría y se comprometió con el mandatario nacional a darles participación a los trabajadores y productores, así como invertir aquel crédito para beneficio de la colectividad, pero en ningún momento las cumplió y hubo irregularidades en el manejo del central.

A partir del 30 de enero del 2007, un grupo de 186 trabajadores inician la fase de reparación de las instalaciones del central, el cual se encontraba en abandono por la anterior administración y es un ingenio que tiene más de 50 años.

Sin embargo, los trabajadores no desmayaron en su labor por la puesta en marcha del central, lo cual lo lograron con éxito el 24 de marzo de este año, con la ayuda de la Corporación Venezolana Agraria a través de su empresa adscrita CVA Azúcar, S.A.

La Empresa de Producción Social Central Azucarero Trujillo, C.A. está constituida para superar el pensamiento economicista y dar máximo valor al ser humano y sus necesidades, garantizando el acceso a los productos prioritarios para el consumo y alimentación de los ciudadanos, a un precio justo, de manera oportuna y con elevada calidad. La constitución de la EPS se dio según decreto en Gaceta Oficial N° 38.846 del miércoles 9 de enero del 2008.

Con la entrada en funcionamiento de la EPS han sido beneficiados productores del estado Trujillo, trabajadores directos e indirectos, las diversas comunidades del municipio Motatán y del estado Trujillo a través de la labor del personal del central azucarero junto con los Consejos Comunales y el personal que labora en núcleos de cosecha en la zona de producción de caña del estado.

La EPS Central Azucarero Trujillo tiene una producción estimada del 5% de la demanda nacional de azúcar refino; entre los productos elaborados en la planta son azúcar refinada y melaza.

Capacidades de la Industria